12 mar. 2016

Desvarío

Desvarío

Esta noche, ajena del silencio
se aleja de su meta particular
Y camino en un desvarío
sin luces ni brillos
dejándome llevar, por una luz crepuscular.

Un día tras otro
un silencio roto
un semáforo en rojo
un espíritu ocioso.
Quiero decir mil palabras y la vez decir ninguna;
hoy  me escuchará la luna, pero ella y nadie más.
Pues te grito como un mudo, te observo como un ciego,
te mantengo cerca, pero a la vez lejos
Llevas un látigo en tus manos, casi sin saberlo
pero bastante bien que lo sabes usar.

El suelo es resbaladizo
podría caer;
mis oídos te escuchan,
mis ojos te pueden ver.
¿Pero mis palabras que te dirían?
Si se atrevieran a escapar
¿De qué te acusaría?
¿De qué te puedo culpar?
Si tú no has pecado
lo hice yo al callar,
ahora estoy arrodillado.
No me hagas escuchar

Pienso en voz alta, esta letra es mi visión.
De tinta negra son las venas de mi corazón.
No hagas alarde, no alabes a un cobarde;
mis palabras arden tras promesas en balde.

Seguiré haciendo esto,
te diré te quiero,
ahí seré sincero;
sincero siempre seré.
Al menos en lo que al respecto
dicen las palabras
que necesitas saber

una y otra vez.


8 comentarios:

  1. un semaforo en rojo, estar detenido en el tiempo, querer decir mil cosas, y saber que tienes las venas llenas de tinta negra me hacen identificarme con tu escrito, me ha gustado mucho, en especial esta parte...

    Pienso en voz alta, esta letra es mi visión.
    De tinta negra son las venas de mi corazón.
    No hagas alarde, no alabes a un cobarde;
    mis palabras arden tras promesas en balde.


    Saludos John!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra que hayas conectado con los versos. Y saber que no soy el unico que pasa por ellos

      Gracias por comentar :3

      Eliminar
  2. Me recuerda a cuando estaba enamorado, hacia pequeños versos "insignificantes" tan simples y sencillos que dan pena si los lees hoy, pero a mi novia le encantaban y tomaba por un Neruda moderno... Hay el amor...

    Pienso en voz alta, esta letra es mi visión.
    De tinta negra son las venas de mi corazón.
    No hagas alarde, no alabes a un cobarde;
    mis palabras arden tras promesas en balde.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El hecho de que mi ¿poema?, ¿versos? lo que sea, te recordaran a los versos que hacias y que segun tu, daban pena, es algo que deberia tomarme como insulto o no xD

      Eliminar
    2. D:
      No para nada, disculpa si no me doy a entender bien en mis comentarios, mi intensión no es ofender, a lo mucho criticaría constructivamente pero no es el caso.
      Es que el párrafo que señale, me recordó esas acciones, yo mandaba versos y ella alardeaba de tener a un poeta enamorado de ella, y yo, tan cobarde por creerme poca cosa, versas que eran promesas y cumplidos, versos que escribía en silencio, con una luz de mi monitor tenue que alejaba la oscuridad, como mencionas: cuando la inspiración llega uno quiere decir mucho en tan poco, pero al menos a mi siempre me costaba trabajo...

      Mil disculpas si mis palabras se han mal interpretado.
      Saludos y muy buena vibra!

      Eliminar
    3. Jajajaja he pasado por lo mismo. A una novia le escribí un poema, se lo imprimí con un fondo bien bonito y toda la cosa. Hoy me pregunto si aún lo tendrá o lo habrá botado xD

      Eliminar
  3. Creo que muchos pasamos por esa etapa en la que simple y sencillamente, creamos arte para alguien :3

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El arte se crea por inspiración, y cuando es alguien más quien nos inspira, pues nada más se puede hacer

      Eliminar